7 diciembre 2019
Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook Síguenos en Linkedin
Gayoso califica de "muy interesante y constructiva" la primera reunión con Caixa Galicia
Comparte   
13 Apr 2010 | 18:18h
Gayoso califica de "muy interesante y constructiva" la primera reunión con Caixa Galicia
El presidente de Caixanova, Julio Fernández Gayoso, calificó hoy de "muy interesante y constructiva" la reunión celebrada ayer entre responsables de esta entidad y de Caixa Galicia para emprender las negociaciones formales para analizar la viabilidad de una fusión entre ambas, pero apeló a la "discreción por todas las partes" porque podrían "estropearse cosas fundamentales".

La reunión fue "muy interesante y constructiva, pero hay que tener paciencia. Empezamos ayer, por lo que es mejor no hacer juicios de valor más allá", dijo Gayoso en declaraciones a Europa Press tras intervenir en el XVII Encuentro del Sector Financiero organizado por ABC y Deloitte.




Gayoso indicó que no emplearía "el término optimista ni pesimista" acerca de la marcha de las negociaciones, sino que "hay que ser realistas" y evitó ofrecer detalles sobre las conversaciones iniciadas ayer.

Así, preguntado acerca de si se concretaron modelos de integración entre ambas cajas, indicó que "en una primera sesión, ese tipo de temas no se ponen sobre la mesa" y abundó en que la de ayer fue una reunión "muy cordial donde hubo un intercambio de pareceres muy abierto". "Ya habrá tiempo de hacer comentarios en cuanto avancen las conversaciones, de momento discreción por todas partes porque podemos estropear cosas fundamentales", afirmó.

Las dos cajas gallegas iniciaron ayer las negociaciones formales para analizar su integración, una vez que sus respectivos consejos de administración ratificaron en las semanas pasadas el acuerdo de Gayoso y el director xeral de Caixa Galicia, José Luis Méndez, para iniciar los contactos en los que se analice la posibilidad de un proyecto común.

Las conversaciones entre las dos cajas se reactivaron a inicios del mes de marzo, debido al apremio del Banco de España y de la Xunta, ya que, de producirse un acuerdo para la integración, deberá estar cerrado todo el proceso antes del 30 de junio, fecha en la que expira la autorización de Bruselas al Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB).

FUTURO DEL MODELO DE CAJAS

Durante su discurso, Gayoso sostuvo que la reflexión sobre el modelo de las cajas de ahorros en la actualidad "es muy pertinente" a la luz del complicado escenario, si bien consideró que la esencia del modelo de cajas "está bien orientada", al tiempo que defendió su contribución al desarrollo económico de la comunidad autónoma en que están radicadas.

Por consiguiente, defendió que el "principal reto" de estas entidades es "seguir siendo cajas de ahorros", lo cual concretó en "preservar la esencia, que es la contribución eficiente al desarrollo social y económico del entorno". No obstante, advirtió que es "prioritario" para garantizar la viabilidad del actual modelo de cajas reforzar los niveles de solvencia.

Así, dijo que para apoyar el desarrollo autonómico, las cajas de ahorros deben avanzar en su solvencia y liquidez y abordar la gestión de riesgos "con más rigor que en el presente" y también se mostró partidario de avanzar en la innovación y la contención de costes. "Este es un marco para hacer más cosas y más baratas, hay un recorrido de mejora importante", afirmó.

Además de mejorar la eficiencia y la disponibilidad de liquidez, Gayoso también expuso que Caixanova se ha propuesto bajar un 25 por ciento los costes de funcionamiento, con medidas que tendrán su epicentro en los servicios centrales. Al respecto del adelgazamiento de los servicios centrales, también explicitó que la reordenación de oficinas no sólo significa el cierre de sucursales, sino otras medidas como la apertura de algunas a tiempo parcial o que el mismo equipo de personas pueda atender varias oficinas.

MOROSIDAD

El presidente de Caixanova también indicó que la complejidad de la morosidad actual requiere contar con servicios especializados para gestionar adecuadamente la cartera y explicó la experiencia de su caja para seguir incrementando la productividad comercial y potenciar la orientación al cliente.

Además, apostó por "adecuar la obra social a los nuevos requerimientos" y reivindicó que Caixanova ha incrementado las partidas dirigidas a apoyar a los sectores productivos, a fomentar el empleo y a la formación profesional y directiva, hasta representar en 2009 casi el 60 por ciento del gasto total.

Finalmente, abogó por que las cajas de ahorros garanticen el flujo de crédito, máxime en los momentos de crisis, para dotar de "apoyo integral al mundo de la empresa". En este sentido, reivindicó que Caixanova "mantiene abierto el grifo crediticio" y prevé destinar durante este año 3.100 millones de euros a nuevas operaciones de financiación a empresas y familias.

fuente :Europa Press