21 septiembre 2021
Síguenos en Twitter Síguenos en Facebook Síguenos en Linkedin
Pescanova coloca en solo diez días su emisión de 110 millones de euros en bonos convertibles
Comparte   
09 Mar 2010 | 12:04h
Pescanova coloca en solo diez días su emisión de 110 millones de euros en bonos convertibles
Pescanova anunció el pasado 22 de enero su intención de apelar a los mercados de capitales extranjeros en busca de financiación con el lanzamiento de una emisión de bonos convertibles por valor de 110 millones de euros. La operación recibió el visto bueno de la junta de accionistas de la firma gallega el 25 de febrero y, ayer, tan solo diez días después, la empresa comunicó a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que ya ha colocado la totalidad de los bonos: un total de 2.200 de 50.000 euros de valor nominal cada uno.

La emisión, dirigida a inversores cualificados de fuera de España, ha sido dirigida por los bancos BNP Paribas y BPI, los mismos que pilotaron la ampliación de capital de cien millones de euros llevada a cabo por la compañía alimentaria gallega a finales del pasado ejercicio, que también fue suscrita en su totalidad y en un tiempo récord (poco más de una semana).




COMPROMISO

Las dos entidades financieras se habían comprometido a buscar compradores para los títulos y a suscribirlos y desembolsarlos ellas mismas de no poder encontrarlos. Pero la favorable acogida que han dispensado los inversores extranjeros a los bonos emitidos por Pescanova ha hecho innecesaria esta última posibilidad.

La empresa que preside Manuel Fernández de Sousa Faro destinará el importe obtenido con la emisión a atender las necesidades generales de financiación de la compañía y a prolongar el vencimiento medio de la deuda, fortaleciendo los recursos financieros y diversificando las fuentes de financiación de la firma, para no depender en exceso del sistema bancario.

En la junta de accionistas del pasado día 25, Fernández de Sousa subrayó que esta recapitalización apuntalará también el precio de las acciones de la compañía, que ayer despidieron la jornada en 21,91 euros.

Los bonos han sido admitidos a cotización en el Euro MTF Market de la Bolsa de Luxemburgo. Devengarán un interés fijo anual del 6,75%, que se abonará a los inversores cada seis meses.

RENTA FIJA Y VARIABLE

Los bonos convertibles ofrecen a los inversores la posibilidad de canjearlos por acciones en el momento del vencimiento. Se trata, por tanto, de títulos que se encuentran a medio camino entre la renta fija y la variable.

La multinacional gallega cerró el 2009, el peor año de la tormenta económica y financiera, con un incremento de su beneficio neto del 24,55% respecto al ejercicio anterior. Ganó 32,09 millones de euros, con una facturación de 1.473 millones de euros, casi un 10% más que en el 2008.